10 curiosidades sobre la sangre

El 14 de junio se celebra el día mundial del donante de sangre. Donar sangre es un gesto de máxima generosidad ya que implica pasar una pequeña molestia (a nadie le gustan los pinchazos), pero es algo de lo que puedes sentirte enormemente orgulloso ya que contribuye a salvar muchas vidas.
En el post cómo regalar vida: requisitos para la donación  ya conté cómo ser donante de sangre. Hoy, para conmemorar este día, voy a contaros algunos datos curiosos sobre este fluido.

1. Entre el 7 y el 8% de tu peso se debe a la sangre (unos 5 litros)

2. La sangre está formada por:
  • Glóbulos rojos, también llamados hematíes o eritrocitos, que trasportan el oxígeno desde los pulmones a los tejidos y el dióxido de carbono en la dirección contraria.
  • Glóbulos blancos o leucocitos que forman parte del sistema inmunológico.
  • Plaquetas que se encargan de la coagulación.
  • Plasma, es la parte líquida y equivale al 55% del volumen. Contiene proteínas, hormonas, grasas,... y principalmente agua.

3. Todas las células sanguíneas se producen en la médula ósea, que es el tejido esponjoso del interior de los huesos.

Imagen: Universidad de Chicago


4. El color rojo de la sangre se debe a que los glóbulos rojos contienen hierro. Esto no es así en todos los animales. El color de sangre más común en la naturaleza después del rojo es el azul debido al cobre (por ejemplo los pulpos), también existen el amarillo, el verde e incluso sangre transparente.

5. La aféresis es la técnica que permite extraer del donante solamente determinados componentes de la sangre. Esto permite donar con mayor frecuencia, lo cual es muy importante para obtener plaquetas cuya vida útil una vez extraídas es de solo 5 a 7 días. Las plaquetas son muy importantes en tratamientos de quimioterapia ya que esta destruye las del paciente, que necesita por tanto transfusiones periódicas de este componente. También los otros elementos de la sangre pueden obtenerse separadamente gracias a este procedimiento.

6. Los humanos poseen cuatro grupos sanguíneos: A, B, AB y 0 (cero), que a su vez pueden tener Rh negativo o positivo, dando lugar a 8 tipos diferentes de sangre.
Curiosamente el grupo 0- que puede donar a todos los demás, conocido como "donante universal" solo puede recibir de otro 0-. Mientras que el "receptor universal", el grupo AB+, puede recibir cualquier tipo de sangre pero solo donar a los de su mismo grupo.


7. El descubridor de los grupos sanguíneos fue el austriaco Karl Landsteiner en 1901. En 1930 se le concedió el premio nobel de medicina. ¿Adivináis que día nació? El 14 de junio, por eso este es el día mundial de los donantes de sangre.

8. Las primeras transfusiones de sangre humana se atribuyen al obstetra británico James Blundell en 1818 a mujeres con hemorragia postparto. Al no estar descubiertos todavía los grupos sanguíneos se producían, lógicamente, muchos casos de incompatibilidad.



9. ¿Sabes que animal "dona" su sangre para beneficio médico? Es el cangrejo herradura, la especie más antigua del planeta (que pese a su nombre no es ningún crustáceo, está más emparentado con los arácnidos)  
Estos animales no poseen sistema inmunitario, para protegerse de los patógenos su sangre posee un elemento que hace que se coagule alrededor del agente invasor. Los investigadores han descubierto que esta es la forma más sencilla para comprobar si existe contaminación bacteriana en numerosos productos farmacéuticos (p.e. la maquinaria para diálisis) Recientemente se está viendo que esta sangre también puede tener propiedades para combatir ciertas enfermedades como el SIDA.

Para conseguir la sangre del cangrejo herradura se les extrae un 30% y luego son devueltos al mar.

10. La mayoría de la gente que no son donantes de sangre pone como argumento que tiene miedo a las agujas o a la sangre. La fobia a las agujas se llama "belonefobia" y a la sangre "hemofobia". Sin embargo lo cierto es que pocas personas sufren realmente algún tipo de fobia, es decir, un miedo extremo, injustificado e incontrolable. La mayoría simplemente tenemos miedos o aprensiones.


No dejes que una aprensión te impida realizar un acto tan necesario como donar sangre, al menos una vez al año. Según la cruz roja uno de cada dos españoles necesitará una transfusión alguna vez en su vida, eso significa que si no te toca a ti seguro que sí a algún amigo o familiar.

Fuentes:
  • Historia de la donación y transfusión sanguínea. Pedro B. de Torres.
  • Onmeda.es
  • Quo.es
  • Muyinteresante.es
  • elzo-meridianos.blogspot.com
Artículos relacionados:

Comentarios

  1. Yo lo he dicho en mi post, que es una espinita que tengo clavada el no haber donado nunca sangre.
    De pequeña tenía que ponerme una inyección una vez al mes (tenía un problema de corazón) . Era un tratamiento de adulto y dolía muchísimo. Todavía hoy recuerdo lo mala que me ponía días antes vomitando, con diarreas y sin poder dormir de pensarlo. Después de pincharme (me tenían que sujetar) andaba para que se moviera el líquido y me rajaba la pierna. Puf qué mal. Así que generalicé, las analíticas, la anestesia del dentista... (en clase de ciencias fui la única que ni me pinché ni dejé que me pinchara la profe para ver el grupo sanguíneo).
    Luego no he tenido más remedio que hacerme con tantos controles de hematología, urgencias y las veces que me han puesto vías. Al menos ya solo me dan taquicardias la noche de antes o en el momento, y lo controlo bien.
    Pero si no fuera por el lupus, ahora que controlo, sí iría a donar aunque sigan sin gustarme las agujas (ya no es una fobia). En casa mis padres eran donantes y siempre he sabido que era muy importante.
    Así que animo a todo el mundo a donar, porque es de esas cosas de las que no está libre nadie. Nunca sabes si puedes ser tú quien un día necesite la generosidad de alguien. Así que sé tú el primero.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Claro, por supuesto hay casos como el tuyo. Y además nadie tiene que disculparse por ello ni dar explicaciones a los demás. Pero también hay mucha gente que confunde fobia con miedo, cada uno debe analizar su situación pero sin olvidar como dices que donar sangre es muy importante. En mi familia también han sido siempre donantes y a mi también me hubiera gustado poder serlo. Un beso y como siempre gracias por tus comentarios.

      Eliminar
    2. Por eso he contado mi experiencia (una cosa que me daba mucha vergüenza entonces), para que la gente vea que en general las agujas no gustan (como no gustan los hospitales y se va, no es por gusto), pero la fobia es una cosa que realmente te impide hacerlo.
      Aunque de un poco de respeto como casi todo lo desconocido, la gente que habitualmente dona puede decir que realmente merece la pena intentarlo. Y seguro que se van a sentir tan bien después, que volverán a hacerlo. Es dar el paso.
      Gracias a ti Esther :)

      Eliminar

Publicar un comentario